Datos personales

Mi foto
Valencia, Spain
CONVERSANDO: para intercambiar ideas, opiniones, música, cuentos; estar con amigos. Podemos hacerlo en castellano, portugués y valenciano. Espero te encuentres cómod@.

miércoles, 10 de agosto de 2011

LOS JUEVES LITERARIOS - esta semana, ...EN LA PLAYA"...


-Pepe, por favor, no te enfades, escúchame antes de perder los nervios.
-Ana, pero es la cosa más descabellada que he oído en mi vida.  ¿Has pensado que éstas también son mis vacaciones?  Estoy trabajando como un loco todo el año, soñando con que llegue el estío y podamos irnos con los ...
-Mira Pepe, no me vengas de mártir;  yo también trabajo, las mismas horas que tú, con el mismo estrés que puedas tener tú y además, por la tarde cuando llego, me toca hacer los trabajos de casa.
-¡Otra vez, con el tema de los trabajos de la casa!. Creo que eso ha quedado claro, lo hemos hablado muchas veces y he hecho un gran esfuerzo en ponerme a tu lado, codo con codo en las tareas del hogar y sin embargo,  cada vez que hablamos de algo, sacas el "temita"-
-¿Hablamos?  ¡ Pero si estás  chillando como un energúmeno! Si esto es hablar, que venga Dios y lo vea...
-Ana, es que me sacas de quicio, es que me vienes con unas cosas  que no caben en la cabeza de nadie que tenga dos dedos de frente. De acuerdo, lo diré de otra manera, y además,  bajaré el tono.
Vamos a ver.  Es-ta-mos    los-dos   trabajando todo el año,  esperando que lleguen los puentes y las vacaciones para poder estar con los niños, para poder pasar unos días haciendo cosas juntos, cosas sencillas como ir al cine, a comer una pizza, una hamburguesa, ir a la playa, a la feria, al circo. Los cuatro juntos, como una verdadera familia. Ellos se han estado esforzando en aprobar todo para que el plan sea perfecto...
-Pero bueno, Pepe, es que todo eso  lo podemos hacer con mi madre también.  Es que no tienes corazón, es que no tienes sentimientos, es que parece que la odies. Ni que mi madre molestara...
-No, no molesta,  pero un mes con nosotros...,  no son las vacaciones que yo había soñado, la verdad. ¿No puede ser un fin de semana?
Un portazo da por terminada la conversación; Ana se va al salón descuelga el teléfono y con rabia marca cada número que corresponde al teléfono de su madre.
-¿Mamá?
-¡Hola cariño, como estás?
-Mal mamá. Acabo de discutir con Pepe, dice que le apetece pasar las vacaciones en la playa sólo con los niños y yo, que te vengas un fin de semana. Es que me ponéis siempre entre la espada y la pared, mamá.
-Pero hija, si el puente de Semana Santa, todos juntitos ¡lo pasamos tan bien!
-Mamá, perdona, pero no tan bien. Te recuerdo que te pasaste el tiempo criticando el aspecto de Pepe. Su ropa, sus zapatillas, sus camisas, su gafas...
-¡Pero si parecía un pordiosero! Yo creo que iba así de desaliñado, para fastidiarme.
-No mamá, estábamos de vacaciones. Bastante cruz tiene con ir todos los días del año con traje, corbata,  camisa de gemelos, zapatos cerrados;  desde las ocho de la mañana hasta las ocho de la noche, eso si luego no tiene que cambiarse otra vez de traje para ir de cena. Además, ir en vaqueros y camisa de manga corta o camiseta no es ir de pordiosero.
Lo normal es eso mamá, no ir como tú,  que  a cada hora, tienes que cambiar de modelito y complementos y así,  necesitas un camión  para llevar el equipaje.
-Hija, que nunca sabes quién te vas a encontrar en los sitios y hay que estar siempre como lo que se es. Un señor o una señora, pero claro...
-Mamá, por favor, no eches más leña al fuego.
-¡Además,  es un tacaño! Seguro que se piensa que quiero que me pague la estancia...
Pues NO. ¿Sabes lo que te digo? - Que YO os invito a las vacaciones. Que elija él el hotel, por cierto, a toda pensión, y yo lo pagaré.
-Mamá, por favor, no te das cuenta que yo estoy en medio...
-¿Es que no puedo invitar a mi familia, no puedo disfrutar de mi hija y mis nietos en vacaciones?  Estaos tranquilos, que pronto me moriré y no molestaré mas; qué disgusto mas grande...
-Mamá, por favor, tragedias no. Mañana te llamo.
Sale del salón y se va a la cocina con los ojos llenos de lágrimas. Pepe que ha estado oyendo la conversación por la puerta abierta entre las dos estancias, se levanta de la silla y la abraza amorosamente.
-Pepe, entre todos me vais a matar a disgustos. Por cierto, mi madre se ha ofrecido pagar ella el hotel para todos. Lo único que quiere es estar conmigo y con los niños..., bueno, contigo también.
Fíjate,  que me ha dicho que elijas el hotel que quieras, con las estrellas que quieras...
-Sí para restregarme por los morros su dinero, que por cierto, no necesito para nada.
-Pepe, por favor...

Al día siguiente, mientras desayunan:
-De acuerdo Ana. Acepto la invitación de tu madre, no quiero ser motivo de disgustos.
-Gracias, cariño, no sabes la alegría que me das.  Comprende, siempre estoy en medio de los dos. Sé que mi madre es un poco estirada y clasista, pero no querrás que cambie con los años que tiene. Sí,  un poco mandona también y un poco puritana...
-No te preocupes. Esta mañana haré la compra del paquete de viaje y diré que le pasen el cargo.
-Gracias, mi amor. Mira, con el dinerito que nos ahorramos, podemos hacer un viaje solitos en otoño y..., prometo recompensarte.
A partir de entonces,  Ana contestaba todos los días innumerables llamadas de su madre. Todas ellas referente al vestuario que la señora pensaba llevar a sus vacaciones.  Su lema era: Nunca se está demasiado elegante... Quizás una adaptación personal de la famosa frase de Coco Chanel: -Una mujer nunca es  demasiado delgada ni demasiado rica.
Pepe siempre se burlaba de su gran fervor cristiano,  vestido y perfumado de Chanel...
Por fin llegó el día del viaje.
A Ana le extrañó que Pepe no hubiera dicho nada por la cantidad de equipaje con que apareció su madre,  ayudada por el conserje, cuando la recogieron en el portal de su casa.
Un tenso silencio se produjo cuando entró en el coche, pero los niños con sus canciones, chistes y risas, hicieron el viaje animado.
Después de varias horas, llegaron a Almería. No consiguieron con sus preguntas que Pepe revelara datos del sitio de destino. ¡Era una sorpresa!
El coche paró delante de un hotel catalogado con cuatro estrellas, cosa que hizo que la señora hiciera un guiño de desdén, arrugando la nariz. Una mirada de Ana impidió que vocalizara ningún comentario.
El botones acudió con un carrito a sacar las maletas del coche y llevarlas a la recepción del hotel.

En el mostrador les confirmaron la reserva y les dieron las tarjetas magnéticas que abrirían la puerta de las tres habitaciones.
Cuando esperaban a los ascensores, se abrieron las puertas dejando paso a dos hombres y tres mujeres,  que sin duda se dirigían a la playa.
Las gafas de sol, sus sombreros, toallas, revistas, pero...,  ¡Iban desnudos!
Un  cordial saludo por parte de las personas que salían del ascensor,  contrastaba con la cara de estupor de Ana, sus hijos y su madre.
-¡Dios mío! éstos..., ¿dónde creen que están?
Ana vuelve mirada a Pepe, que indiferente,  con una gran sonrisa inicia la entrada en el cubículo.
-No sé de que se extraña, es lo normal en un  hotel nudista...
-¡PEPE!

(Único Hotel nudista de España,  el Vera Playa Club de Almería.)-


Más historias de playa en el blog de juan Carlos  

24 comentarios:

rosa_desastre dijo...

Las vacaciones requieren una maleta para guardar los problemas, aun a riesgo de que nos la confisque la vida.
¡Que ya me gustaria a mi tener un Pepe tan resolutivo!
Me he reido un rato imaginando la escena, real como la vida misma ajajaja.
Un beso

Any dijo...

Yo con esa vieja mala onda e hinchapelotas no voy ni a la esquina. El tipo tuvo una buena idea, por lo menos la hará renegar y reconsiderar la idea de vacacionar con la hija.
Creo que aqui no hay ningún hotel como el Vera, no estoy segura, diría que no. Debe ser toda una experiencia. El personal del hotel también anda desnudo? Seguramente me reiría tanto de la situación que terminarían echándome por desubicada. La falta de costumbre ...
Un beso

Gambetas de lana dijo...

Ja, ja! Buenísimo. Estoy con Pepe ¿Qué tiene que hacer esa vieja ahí? ¡Qué se busque un novio! O, con la plata que tiene, que se pague un gigoló.
Genial!!!

Chus dijo...

Muy bueno el relato, como relato, como siempre. Pero no estoy de acuerdo ni con la abuela ni con el yerno. El yerno me parece una persona vengativa y "mala leche" a parte q tomar una decisión de ese calibre y que afecta a sus hijos y a su mujer, loemos q podía haber hecho era preguntar la opinión de los implicados. Realmente me parece egoísta, vengativo y mala persona.
La abuela tb me parece egoísta, manipuladora con la hija y metomentodo. La vida de tus hijos es de ellos y sobre todo cuando ya están casados. Intentar pegarse en las vacaciones me parece muy muy egoísta.
En fin en este relato la víctima la hija q entre las dos personas q mas la quieren consiguen ponerla entre la espada y la pared. Dialogo eso es lo q les faltan a los personajes de este relato.

Un beso

Neogeminis dijo...

jajaja...buena manera de zafar para siempre de la pesada de la suegra ajjajaa...y me quedo riendo con el comentario de Any que se imagina no poder contener la risa en esa situación! jajajaja...la verdad es que yo tampoco podría y me sentiría más que incómoda! jajajajajaa.

Un abrazo.

javier dijo...

imagino que a partir de ahi la suegra eligirá el hotel...si es que invita
Me he divertido con tu historia Manu
un beso

CAS dijo...

Estaba tratando de ver a quien decidía darle la razón, cuando definitivamente dije GRANDE PEPE!!!!
Muy bueno, Maru, puso la tapa el señor!

Un abrazo enorme perfumada y vestida para la ocasión.

Primavera dijo...

ja ja ja ja ahisss como me has echo reir con tu relato y la suegra...y ahora donde se podran tanto ropa que llevaba ja ja ja que manera de pagarle a la dichosa suegra.
buenisimoooooooooo
Primavera

Juan Carlos dijo...

Empezaré onomatopeyico: jajajajajajajajajaja
Mi hija Nuria me ha preguntado que me pasa y le he resumido tu relato.
Ella ha empatizado con la suegra, pero yo empatizaba con Pepe y me ha encantado. Hombre, también empatizo con Ana, pobre mujer. Creo que se le exige decantarse y es difícil, aunque debería hacerlo.
Me has hecho reir, Maru. Besos.

Juan Carlos dijo...

Vuelvo, Maru, para trasmitirte el comentario de NATALIA, que no puede trasmitirte directamente:

"MARU, aquí me tienes, ya sabes mis pegas, solo podré entrar con URL a tus comentarios, disculpas.
Bien pensado PEPE, así la suegra no sabrá qué ponerse después de tanta maleta, el traje de EVA, jajaja. Hay vacatas que parecen suplícios, rompe parejas, destripa mamasitas fisgonas. ¿No quería pagar la cuenta? no gastará en bañadores ni en trapos. Divertido y bastante frecuente situación veraniega. Petons saladets."

Besos.

MARU dijo...

BUEN O, queridos amigo. Me alegra que os haya gustado!!! Veo que os habéis metido en la historia ya que hay partidarios para todos los personajes.
Efectivamente, las vacaciones, muy esperadas por todos, son motivo muchas veces de fricciones en la familia... (qué novedad!!!)
Después de leer la publicidad de ese Hotel, coincidiendo con el tema del jueves, pensé en montar un enredo que resultara gracioso.
Por cierto, Any, el personal del hotel puede ir vestido. Según la publicidad, por motivos de diferenciación. Asó el cliente sabe en todo momento quienes son personal del hotel.

Además me puse en situación. Qué me pasaría si de momento me viera en tal situación.
Sin ser ningna mojigata, por motivos de respeto a la estética, nunca estaría en un Hotel así.
En una playa nidista, bueno, al final, te tumbas en la arena, procuras pasar desapercibida, te dedicas al arte de mirar y luego, te pones la toalla y vuelves al hote.
Pero ir al comedor, a comprar la prensa, a tomar una copa, "en pelotilla...soy muy respetuosa con los demás... y tampoco soy una voyer...
Cuando yo tenía treinta o cuarenta años, que si podía enseñar sin herir la sensibilidad de nadie... pues en España no había nada parecido.

Gracias a todos, vuelvo a repetir.
Un cuatrillón de besos para todos....
No como Gus que es un tacaño-... para él, también.

Ana Tapadas dijo...

Bem interessante e com muito humor. Há tantos casos assim. No passado até tive coisas semelhantes...agora, nem pensar!

bjs

Ricardo Musso dijo...

Buenos días MARU.

¿Qué puedo decir? Espectacular el relato!!!

La familia: un caso de libros! (incluida la madre)
Pepe, un genio!
Todos descriptos con mucha calidad, y en estos casos, la situación de las vacaciones son patente y patéticas como lo narrado!
Te felicito, me hiciste desternillar de risa!

Besos
Rik

MARU dijo...

Gracias Aninha e Rick. Misión cumplidad. Eso he pretendido, pasar un buen rato.
Besitos calurosos a los dos.

Mucha de la Torre dijo...

Hola escritora feliz de volverte a ver.Tus letras únicas hacen de vos, mi blogger preferida.Porque sos vos y nada mas que vos.Con tus escritos llenos de la salsa que tenés en tu vida
Bienvenida
beso

MARU dijo...

Gracias, corazón. Un besito

Gastón D. Avale dijo...

con mi copa de vino en mano....MARU....te pasaste!!! me hiciste reir mucho!!!! estas historias son reales...no me digas que no!!!! jajajaja genial genial genial!!! me alegras el fin de semana con una sonrisa... eso vale mucho! espero que tengas un buen fin de semana y descanses! besitos!

Inma Brujis dijo...

Perdón por la expresión...¡¡¡CON DOS COJONES!!!
A ver si ahora tiene narices la señora de sacarle pegas a la ropa del yerno jajaja, se va a comer con patatas toda la ropa que ha llevado...
Estas madres que van de víctimas y utilizan constantemente la psicología inversa, son superiores a mí.... incluyendo a la mía jeje
Besossssssssssssssss

RECOMENZAR dijo...

Vengo a devolverte el beso .
Y vuelvo a leerte
Lo que has cambiado!!!!!! desde la tímida abuela a la mujer escritora que veo...¿ te das cuenta lo que el blog nos cambia?
Tus letras bailan la danza de tus pensamientos, siendo vos siempre en este intento de ser nosotras mujeres.......................

....Y ahora en mi otoño
donde en vez de ver caer las hojas del destino veo flores en mis ramas .

A mi edad me siento yo ..habiendo sido madre y esposa amante de mis pasiones.

Somos ahora mujeres que en vez de ver las hojas del otoño vemos flores de primavera con la experiencia que nos ha dejado la vida que vivimos a diario............mas besos para vos
Abuela!!!


Escribo y sin preguntarme sigo mi camino.

I'm a sercher in life....................
y gracias a éso

VIVO....

RECOMENZAR dijo...

Me salió el ego de nuevo...
JA!!!!!!!!!!!!
maravilloso Miami hoy
Brisa de verano caliente el balcón de mis sueños....

San dijo...

Divertidisimo el relato como real, cuants Ana y Pepes viven situaciones igualitas y esa suegra,,,,,al final se lo pensará dos veces antes de entrometerse más jajaja,
Un beso.

Carol dijo...

Me he reído de lo lindo con tu historia querida Maru, eres genial contando historias y sorprendiendo con el final.

Disculpa que no te haya visitado en estos días pasados, ya sabes que Agosto es un mes para moverse y muchas salidas y fiestas. En fin me iré poniendo al día de tus relatos.

Un abrazo enorme amiga.

Steki dijo...

Síiiiiiiiiiiiiiii! Cambiaste el formato, amiga! Qué emoción, jaja.
Vuelvo mañana a leer el post porque aún estoy trabajando. Noche de elecciones por aquí. Así que no me cambies nada hasta mañana, porfa!
Gracias, amiga linda. Besitos.

MARU dijo...

Caray, que suerte tener tantos amigos comentando mis cuentos, es un lujo indudable. Gracias a todos, un beso gordo para todos.