Datos personales

Mi foto
Valencia, Spain
CONVERSANDO: para intercambiar ideas, opiniones, música, cuentos; estar con amigos. Podemos hacerlo en castellano, portugués y valenciano. Espero te encuentres cómod@.

lunes, 29 de agosto de 2011

A MI AMIGA CASSSSSSSSS . Pepe, Nàtali, Paulys y Rick - Vamos a reir un rato.



Se lo dedico a Casssssssssss, mi querida PRINCESA DE LOS MARES DEL SUR, porque en su post nos invita a reir...

Bueno, esto lo he oído muchas veces y siempre lloro de risa.

He vivido en sitios de mucha nieve - mi hijo mayor vive al norte del estado de N.Y. , mi queridísima amiga Pauly, que es Argentina y ahora vive en Toronto, mi querida Nàtali que vive en Andorra y mi querido amigo Rick que vive en Argentina - San Martin de los Andes (Neuquén) y que también ve la nieve alguna vez...
A todos los que les parezca que la nieve es muy...linda y bucólica... Para ellos.

Un beso bien grande a todos

martes, 23 de agosto de 2011

LOS JUEVES LITERARIOS - esta semana, ... LOS CIEGOS TAMBIEN ESCRIBEN




El corazón de Carmen late tan fuerte que hasta piensa que cualquier persona que pase por su lado lo podrá escuchar.
Ha amanecido un día gris, aunque caluroso, muy propio de la época meteorológica que viven. Se despide el verano y empieza una nueva estación.
Para ella y Luisito también empieza una nueva etapa.
Ha terminado el tiempo de baja maternal, las vacaciones, el permiso especial de Empresa; ya no puede dilatarlo mas, tiene que reincorporarse al trabajo. A todos los padres, ésa experiencia les suele causar mucha ansiedad. Separarse todos los días de su niño, dejarlo al cuidado de manos extrañas y conviviendo con otros niños, sin que ellos estén cerca para supervisarlo.
Ha procurado retrasar este momento todo lo que ha podido, pero tiene que volver al trabajo; de él depende su sustento y el de Luisito.
Durante toda la semana ha estado hablando con el chiquitín y anunciándole lo bien que iba a estar, todo lo que iba a jugar con los amigos tan estupendos que conocería.
Luisito tiene dieciocho meses, ya camina perfectamente, se hace entender con su corto vocabulario y entiendo prácticamente todo lo que le dicen.
Además, no tiene excusa, la empresa en la que trabaja tiene un servicio de guardería infantil. No todas las mamás tienen ésa suerte. Si algo ocurriera, pueden ponerse en contacto con ella, que acudiría sin demora.
Cuando decidió tener al niño, pese a que su novio rehusó hacerse cargo de aquélla situación, sabía que no iba a ser fácil. No obstante, todo parecía complicarse; pero Carmen no podía flaquear.
Cuando llamó al timbre ya habían dos mamás con sus bebés en la puerta esperando que les abrieran.
Saludó nerviosa, pero enseguida se dio cuenta que las otras mamás estaban igual, la misma risa bobalicona era común a las tres.
Fue en el intercambio de caricias a los niños, cuando las mamás no pudieron reprimir
el comentario que tanto odiaba.
-¡¡Pobrecito!!
-¿Por qué?
-Bueno..., es que no ve, es ciego...
-Miren, no ve, pero siente..., y a partir de ahora, por gente como ustedes, se dará cuenta, de que lo ven diferente. Él todavía no sabe que no ve.
Porque oye las voces amigas, las risas, el latido de mi corazón al abrazarlo, el piar de los pájaros, la música...
Porque siente el calor del sol, el roce de una caricia, la suavidad de la piel, los rasgos de alguien...
Porque huele el pan, la leche, el jabón del baño, mi perfume...
Porque le gusta endiabladamente el chocolate y odia el brécol.
Y a partir de ahora, seguramente, se confundirá cuando se dé cuenta de que le tienen lástima, que lo miran como alguien incapaz.
No le tengan lástima, por favor. Dejen que sea feliz; porque lo es.
Las tres madres bajaron la cabeza; era una situación muy violenta. De momento, con lágrimas en los ojos, mezcladas con una risa espontánea, Carmen les dice:
-Por favor, perdonadme; - mirad éso:
Los tres niños, sentados en el suelo jugaban y reían ajenos totalmente a lo que estaba ocurriendo.

Podréis leer más en el BLOG DE GUS


domingo, 21 de agosto de 2011

LA VISITA



Mukhtar está recostado en la arena caliente; es inhóspita, monocolor, monótona. Tiene ocho años, aunque su cuerpo escuálido, huesudo, tiene las proporciones de un niño de tres años.

Su piel está seca, áspera, y revienta por algunos sitios con pústulas, que dejan escapar un líquido viscoso al que acuden moscas, que ya casi forman parte de su cuerpo.

Ni tiene fuerzas para andar ni la polio que padece, se lo permite.

Nada extraordinario, casi todos los niños que le rodean están en las mismas condiciones. Muchos niños han tenido peor suerte y han ido muriendo mientras él iba cumpliendo años; aunque no sabe qué es mejor, si morir y descansar, o vivir en ése infierno esperando...,esperando no sabe qué.

Mira a un lado. Su madre está sentada en el suelo y sostiene en sus escuálidos brazos a uno de sus hermanos; éste intenta alimentarse con una leche casi inexistente, en ese pecho que parece un pellejo vacío, con el que supuestamente debe alimentarlo.

Mira al otro lado, ve algo brillar en la arena. Empieza a moverla y separarla del objeto hasta que lo saca del todo y lo acerca a sus ojos. Es una lámpara de aceite. Recuerda haber oído historias de sus mayores que si te encontrabas un artilugio como ése y lo frotas, el genio de tu interior te concede un deseo.

Así lo hace. El genio aparece y le pregunta dónde quiere que lo lleve.

-Pues, a un sitio en dónde esté pasando algo extraordinario.

Ve delante de sus ojos cómo gira el globo terráqueo a mucha velocidad..., sus ojos se van agrandando poco a poco, a la par que éste también vá dejando de girar…, hasta que al lado de un gran Océano, el Atlántico y un poco más arriba y a la izquierda del continente Africano, el mapa de España se acercando poco a poco, poco a poco, hasta que sus ojos estuvieron muy cerca de un sitio llamado Madrid. Vá viendo los acontecimientos que suceden, cómo en una gran pantalla de plasma.

Todo lo que está a su alrededor vá perdiendo luz, relieve y relevancia, sólo es importante lo que vá pasando en ésa gran pantalla; como si lo engulliera por completo.

Ve a muchísima gente congregada en una gran avenida. Gente que canta en muchos idiomas, que parece muy feliz, que salta, que baila y corea el nombre de alguien que no puede ver.

-¡Viva el Papa! ¡Viva el Papa!

Con los ojos busca a ésa persona a la que aclaman. Arriba de un gran estrado, rodeado de muchísima gente, de hombres y mujeres vestidos casi todos de blanco y negro, se sitúa majestuoso, suntuoso, con gesto lento y estudiado, un hombre con el pelo blanco.

Cuando habla, en voz pausada, todos callan.

Por lo visto habla en nombre de alguien. Cristo, sí, así se llama.

Dice que Cristo es el Dios de todos. Un Dios de amor, de misericordia, de piedad…, y por lo visto, él es su emisario.

Y habla de todo lo que decía ése Cristo, ése Dios. Y él cada vez abre mas los ojos, perplejo.

Y sacan varias esculturas del Dios a las calles. Imágenes en dónde el Dios sufre, es maltratado, vejado y hasta clavado en una cruz hasta la muerte; sin que tuviera culpa alguna.

Y el Papa exhorta a que todos sigan su ejemplo, el de Cristo.

Y ve al Papa recibir a grandes personajes con muchos honores, e incluso intercambian valiosos regalos…

Y todos lo vitorean, aplauden, gritan a su paso, chillando su nombre hasta casi el paroxismo… y piensa que seguramente ese Dios, Cristo, no se parecía mucho a la gente que habla de él.
Sin embargo, por lo que cuentan, sí se parece a la gente que a él mismo rodea. Con humildad, con muchas necesidades y sufrimiento.

Y ve cómo parte de ésa gente se pone a chillar y a discutir con otros que no piensan como ellos pero que han acudido al lugar dónde están; tanto que hasta que tiene que intervenir la policía. Con unas grande porras y la cabeza cubierta por unos cascos, pega y zarandea a algunos.

Dos hombres varones se besan apasionadamente para burlarse de los que siguen al Papa, y dicen obscenidades…, y los otros contestan, y todos chillan.

Y no entiende nada.

Y ve todo lo que rodea a aquellos acontecimientos, y no entiende nada.

Y piensa: ¿cómo el señor del pelo blanco no va a verlos a dónde está él, dónde tantos niños y mayores que sufren tanto, que están tan enfermos y dónde hay tanta hambre?…

Si todos ésos jóvenes se hubieran llevado la fiesta a su país, con todas ésas ropas, ésas risas, ésos cánticos…, seguramente todos hubieran sido muy felices. Pero sobretodo ése Dios, Cristo, que también había sufrido como ellos.

Pero no; parece ser que no podía ser. Ese señor del pelo blanco se sube a un avión, se despide de aquélla gente que llora y ríe y vuelve a su casa.

A su casa, un gran palacio…

sábado, 20 de agosto de 2011

martes, 16 de agosto de 2011

LOS JUEVES LITERARIOS - esta semana, ...LO QUE HAY DETRÁS DE LAS PALABRAS ...








-¿Palabra de honor?
-¿Qué dices, abuelo?
- Que si lo que dices es verdad y pones tu palabra en empeño...
-Abuelo, de verdad, dices unas cosas mas raras...
-A ver, Pablo, cuando quieres asegurar que lo que dices es verdad, ¿cómo lo haces?
-Pues muy fácil. Levanto la mano derecha y digo: -Lo juro por Snoopy. Igual que tú, ¿no?.
-Bueno Pablito, no exactamente.
-Te cuento:
Cuando yo era niño, y antes incluso de eso...
Pablito hace un gesto con la mano, sacudiéndola de arriba a abajo, cuantificando con el gesto, ese tiempo pretérito y lejano.
-Bueno, a lo que vamos. Decía que antes las personas no tenían acceso a la cantidad de cosas que tienen ahora, ni siquiera al dinero así como lo conocemos hoy. Igual se podía vender algo por una cantidad de dinero, que hacer un intercambio de propiedades.
Así que muchos tratos se cerraban con un apretón de manos. Eso era suficiente. El que vendía, empeñaba así su palabra y se lo vendería en el tiempo y precio estipulado y, el que compraba, también.
No hacía falta contratos, ni notarios ni nada. Entre otras cosas porque mucha gente no sabía escribir, ni de leyes; lo que sí sabían es que lo que se dice, se cumple.
-Abuelo, ¿ y si no lo cumplían?
-Pues la gente sabía que se trataba de un mentiroso y nadie nunca más se fiaba de él, o de ella, claro.
¿Y ahora, abuelo?
-Pues..., creo que tienes razón. Lo juran por Snoopy.

Mas palabras e historias de escobas en casa de
Juan Carlos



miércoles, 10 de agosto de 2011

LOS JUEVES LITERARIOS - esta semana, ...EN LA PLAYA"...


-Pepe, por favor, no te enfades, escúchame antes de perder los nervios.
-Ana, pero es la cosa más descabellada que he oído en mi vida.  ¿Has pensado que éstas también son mis vacaciones?  Estoy trabajando como un loco todo el año, soñando con que llegue el estío y podamos irnos con los ...
-Mira Pepe, no me vengas de mártir;  yo también trabajo, las mismas horas que tú, con el mismo estrés que puedas tener tú y además, por la tarde cuando llego, me toca hacer los trabajos de casa.
-¡Otra vez, con el tema de los trabajos de la casa!. Creo que eso ha quedado claro, lo hemos hablado muchas veces y he hecho un gran esfuerzo en ponerme a tu lado, codo con codo en las tareas del hogar y sin embargo,  cada vez que hablamos de algo, sacas el "temita"-
-¿Hablamos?  ¡ Pero si estás  chillando como un energúmeno! Si esto es hablar, que venga Dios y lo vea...
-Ana, es que me sacas de quicio, es que me vienes con unas cosas  que no caben en la cabeza de nadie que tenga dos dedos de frente. De acuerdo, lo diré de otra manera, y además,  bajaré el tono.
Vamos a ver.  Es-ta-mos    los-dos   trabajando todo el año,  esperando que lleguen los puentes y las vacaciones para poder estar con los niños, para poder pasar unos días haciendo cosas juntos, cosas sencillas como ir al cine, a comer una pizza, una hamburguesa, ir a la playa, a la feria, al circo. Los cuatro juntos, como una verdadera familia. Ellos se han estado esforzando en aprobar todo para que el plan sea perfecto...
-Pero bueno, Pepe, es que todo eso  lo podemos hacer con mi madre también.  Es que no tienes corazón, es que no tienes sentimientos, es que parece que la odies. Ni que mi madre molestara...
-No, no molesta,  pero un mes con nosotros...,  no son las vacaciones que yo había soñado, la verdad. ¿No puede ser un fin de semana?
Un portazo da por terminada la conversación; Ana se va al salón descuelga el teléfono y con rabia marca cada número que corresponde al teléfono de su madre.
-¿Mamá?
-¡Hola cariño, como estás?
-Mal mamá. Acabo de discutir con Pepe, dice que le apetece pasar las vacaciones en la playa sólo con los niños y yo, que te vengas un fin de semana. Es que me ponéis siempre entre la espada y la pared, mamá.
-Pero hija, si el puente de Semana Santa, todos juntitos ¡lo pasamos tan bien!
-Mamá, perdona, pero no tan bien. Te recuerdo que te pasaste el tiempo criticando el aspecto de Pepe. Su ropa, sus zapatillas, sus camisas, su gafas...
-¡Pero si parecía un pordiosero! Yo creo que iba así de desaliñado, para fastidiarme.
-No mamá, estábamos de vacaciones. Bastante cruz tiene con ir todos los días del año con traje, corbata,  camisa de gemelos, zapatos cerrados;  desde las ocho de la mañana hasta las ocho de la noche, eso si luego no tiene que cambiarse otra vez de traje para ir de cena. Además, ir en vaqueros y camisa de manga corta o camiseta no es ir de pordiosero.
Lo normal es eso mamá, no ir como tú,  que  a cada hora, tienes que cambiar de modelito y complementos y así,  necesitas un camión  para llevar el equipaje.
-Hija, que nunca sabes quién te vas a encontrar en los sitios y hay que estar siempre como lo que se es. Un señor o una señora, pero claro...
-Mamá, por favor, no eches más leña al fuego.
-¡Además,  es un tacaño! Seguro que se piensa que quiero que me pague la estancia...
Pues NO. ¿Sabes lo que te digo? - Que YO os invito a las vacaciones. Que elija él el hotel, por cierto, a toda pensión, y yo lo pagaré.
-Mamá, por favor, no te das cuenta que yo estoy en medio...
-¿Es que no puedo invitar a mi familia, no puedo disfrutar de mi hija y mis nietos en vacaciones?  Estaos tranquilos, que pronto me moriré y no molestaré mas; qué disgusto mas grande...
-Mamá, por favor, tragedias no. Mañana te llamo.
Sale del salón y se va a la cocina con los ojos llenos de lágrimas. Pepe que ha estado oyendo la conversación por la puerta abierta entre las dos estancias, se levanta de la silla y la abraza amorosamente.
-Pepe, entre todos me vais a matar a disgustos. Por cierto, mi madre se ha ofrecido pagar ella el hotel para todos. Lo único que quiere es estar conmigo y con los niños..., bueno, contigo también.
Fíjate,  que me ha dicho que elijas el hotel que quieras, con las estrellas que quieras...
-Sí para restregarme por los morros su dinero, que por cierto, no necesito para nada.
-Pepe, por favor...

Al día siguiente, mientras desayunan:
-De acuerdo Ana. Acepto la invitación de tu madre, no quiero ser motivo de disgustos.
-Gracias, cariño, no sabes la alegría que me das.  Comprende, siempre estoy en medio de los dos. Sé que mi madre es un poco estirada y clasista, pero no querrás que cambie con los años que tiene. Sí,  un poco mandona también y un poco puritana...
-No te preocupes. Esta mañana haré la compra del paquete de viaje y diré que le pasen el cargo.
-Gracias, mi amor. Mira, con el dinerito que nos ahorramos, podemos hacer un viaje solitos en otoño y..., prometo recompensarte.
A partir de entonces,  Ana contestaba todos los días innumerables llamadas de su madre. Todas ellas referente al vestuario que la señora pensaba llevar a sus vacaciones.  Su lema era: Nunca se está demasiado elegante... Quizás una adaptación personal de la famosa frase de Coco Chanel: -Una mujer nunca es  demasiado delgada ni demasiado rica.
Pepe siempre se burlaba de su gran fervor cristiano,  vestido y perfumado de Chanel...
Por fin llegó el día del viaje.
A Ana le extrañó que Pepe no hubiera dicho nada por la cantidad de equipaje con que apareció su madre,  ayudada por el conserje, cuando la recogieron en el portal de su casa.
Un tenso silencio se produjo cuando entró en el coche, pero los niños con sus canciones, chistes y risas, hicieron el viaje animado.
Después de varias horas, llegaron a Almería. No consiguieron con sus preguntas que Pepe revelara datos del sitio de destino. ¡Era una sorpresa!
El coche paró delante de un hotel catalogado con cuatro estrellas, cosa que hizo que la señora hiciera un guiño de desdén, arrugando la nariz. Una mirada de Ana impidió que vocalizara ningún comentario.
El botones acudió con un carrito a sacar las maletas del coche y llevarlas a la recepción del hotel.

En el mostrador les confirmaron la reserva y les dieron las tarjetas magnéticas que abrirían la puerta de las tres habitaciones.
Cuando esperaban a los ascensores, se abrieron las puertas dejando paso a dos hombres y tres mujeres,  que sin duda se dirigían a la playa.
Las gafas de sol, sus sombreros, toallas, revistas, pero...,  ¡Iban desnudos!
Un  cordial saludo por parte de las personas que salían del ascensor,  contrastaba con la cara de estupor de Ana, sus hijos y su madre.
-¡Dios mío! éstos..., ¿dónde creen que están?
Ana vuelve mirada a Pepe, que indiferente,  con una gran sonrisa inicia la entrada en el cubículo.
-No sé de que se extraña, es lo normal en un  hotel nudista...
-¡PEPE!

(Único Hotel nudista de España,  el Vera Playa Club de Almería.)-


Más historias de playa en el blog de juan Carlos  

sábado, 6 de agosto de 2011

PRINCESA


Está sentada en la terraza; quieta, muy quieta. Los ojos cerrados, el cuerpo inerte; sólo el movimiento rítmico de su pecho indica que allí hay vida.
Un camisón de color claro, fresco, acorde con las altas temperaturas del estío,  cubre su cuerpo hasta unos pies huesudos y descalzos,  que apoya en un taburete.
En una de sus manos un vaso con agua. La otra, con el puño cerrado, descansa en su regazo.
Tiene el semblante sereno, aunque cansado. Los rasgos de la cara, relajados, denotan el paso de los años,  aunque el rostro conserve una belleza que sin duda existió. Parece que el tiempo se ha parado.
De momento ve un fogonazo y,  una sucesión de imágenes pasa delante de sus ojos que aún siguen cerrados.
 Una niña pequeña corretea por el patio de casa buscando a su mamá. Lleva un vestido blanco almidonado, calcetines calados y un sombrerito de rafia. Tiene una cara redondita y regordeta;  un color rosáceo tiñe y arrebola sus mofletes.
Al fondo,  aparece un hombre joven con amplia sonrisa,  que extendiendo sus brazos la iza y le hace dar vueltas como un carrusel.
-¡Mi princesa, mi querida y preciosa princesa!
Siempre la llamaba así.
Que ironía. Maldita palabra, Princesa - que la marcaría toda su vida. Su vida que en un afán de la perfección física basada en la delgadez, se centró en pertenecer al grupo de  Anas y Mías.
Así se llaman a sí mismas, las princesas que para serlo, recurren a la anorexia, Anas y a la bulimia, Mías.
Son como una secta; con sus normas, sus pautas de comportamiento, de estilo de vida, con el objetivo común de no comer para estar delgada y maravillosa.
Una espiral en que se había metido y no sabía cómo salir, incluso no sabía si quería salir.
Siempre mintiendo, siempre utilizando argucia para no ser descubierta. Durante años todas sus energías se encauzaban en estar delgada. Ni estudios, ni trabajo, ni aficiones, ni amistades, ni novio; nada era lo suficientemente importante como para distraerla de su objetivo.
Se le había caído el cabello, dejó de tener el periodo menstrual, su piel había perdido suavidad, brillo y tersura, sus ojos dejaron de tener vida. Hasta su sonrisa se vio anulada por las infecciones que  habían anidado en sus encías.
Sus padres convirtieron su vida en un combate con ella. Un cuerpo a cuerpo que dañó e hirió de muerte el cariño y amistad que les había unido. Envejecieron en esa lucha y la sonrisa y el brillo de sus ojos también se apagó.
Entradas y salida de hospitales, centros de rehabilitación...
Lágrimas, promesas y mentiras, muchas mentiras.
Y todo eso para nada; seguía viéndose mal, nunca se vio como lo que quería ser, una princesa.
Está cansada, muy cansada, no tiene ganas de seguir, no le quedan fuerzas...
Abre la mano que reposa en el regazo, y se mete con un golpe de mano y de cabeza, todas las pastillas que escondía. Pastillas de todos los colores, formas y tamaños.
Bebe el agua que llena el vaso y traga con dificultad las grageas.
Cierra nuevamente los ojos... Una sonrisa que acaba en una risa nerviosa y sarcástica:
-¡Ahora sí te vas a quedar delgada!

miércoles, 3 de agosto de 2011

AYUDA!!!!!!!!!! CÓMO HACERLO





PIDO PERDÓN POR QUITAR EL POST DE LOS JUEVES LITERARIOS......

CREO QUE ESTO ES MUY IMPORTANTE  -  GRACIAS A TODOS




ÁFRICA | Cómo ayudar a Somalia, Kenia, Etiopía y Djibuti

Más de 10 millones de africanos necesitan ayuda urgente para no morir de hambre

Una madre sosteniendo la diminuta muñeca de su hijo. | Ap
Una madre sosteniendo la diminuta muñeca de su hijo. | Ap
  • Los países más afectados son Somalia, Kenia, Etiopía y Djibuti
  • Cáritas y bancos han habilitado cuentas para colaborar con los damnificados
La situación de los países del Cuerno de África es extremadamente crítica. La hambruna afecta ya a más de 10 millones de personas, que necesitan ayuda urgente.
Los recursos aportados por las diferentes organizaciones y países apenas cubren el 20% de las necesidades de los campos de refugiados de estos estados, sobresaturados por la creciente necesidad.
Para intentar paliar el problema en la medida de lo posible, Cáritas y numerosas entidades bancarias se han puesto en marcha junto a varias ONG para recaudar la mayor cantidad posible y enviarla a estos lugares.
A continuación, aparece la lista de las entidades que colaboran y el número de cuenta en el que se puede ingresar la ayuda humanitaria para que esos 10 millones de personas puedan comer al menos una vez al día.
  • ACNUR:
  • Para colaborar basta con dirigirse a la web http://www.eacnur.org/donde se pueden realizar donativos online de manera muy sencilla o con llamar al teléfono 902 218 218.
    Para empresas y particulares que deseen realizar un donativo vía transferencia:
    -Banco Santander: 0049-0001-51-2710070009
    -BBVA: 0182-2325-09-0010001000
    -La Caixa: 2100-2262-16-0200286870
    -Caja Madrid: 2038-1041-21-6000560098
  • CÁRITAS:
  • -BBVA: 0182 2370 41 0208507554 01822370410208507554
    -La Caixa: 2100 2208 32 0200254778 21002208320200254778
  • CRUZ ROJA ESPAÑOLA:
  • -BBVA: 0182 - 2370 - 46 - 0010022227
    -Banesto: 0030 - 1001 - 35 - 0004707271
    -Sabadell: 0081 - 0627 - 34 - 0001114312
    -Bankinter: 0128 - 0010 - 97 - 0100121395
    -Caja Madrid : 2038 - 0603 - 29 - 6006640085
    -Confederación Española de Cajas Ahorro: 200-0002-28-9100510908
    -Deutsche Bank: 0019-0631-22-4010202020
    -La Caixa: 2100-0600-85-0201960066
    -Banco Popular: 0075-0001-89-0600222267
    -Santander: 0049-0001-53-2110022225
    -Triodos: 1491-0001-53-2110022225
  • INTERMON OXFAM:
  • -BBVA: 0182-6035-46-0201506422
    -BSCH: 0049-1806-92-2012020321
    -Caixa Catalunya: 2013-0500-12-0213849895
    -Caja Madrid: 2038-8978-10-6000172112
    -CAN: 2054-0300-50-9156809805
    -La Caixa: 2100-0765-83-0200213395
  • MANOS UNIDAS
  • -Banco Popular: 0075 - 0001 - 85 - 0606786759
  • MÉDICOS SIN FRONTERAS:
  • -Banc Sabadell: 0081-0052-00-0004400044
    -Bancaja: 2077-0063-55-3102344504
    -Banco Santander: 0049-1806-95-2811869099
    -BANESTO: 0030-2001-56-0001277271
    -Barclays Bank: 0065-1007-11-0001002476
    -BBK: 2095-0264-60-9105878176
    -BBVA: 0182-6035-49-0000748708
    -Catalunya Caixa: 2013-0500-15-0202770061
    -Caixa Galicia: 2091-0769-35-3040000478
    -Caixa Sabadell: 2059-0660-44-8000174083
    -Cajastur: 2048-0000-27-3400106773
    -Caja España: 2096-0300-96-3383320504
    -Caja Granada: 2031-0288-22-0116437100
    -Caja Madrid: 2038-0603-29-6005700064
    -Caja Navarra: 2054-0301-17-9155695767
    -CAM - Caja de Ahorros del Mediterraneo: 2090-6840-17-0200125489
    -Kutxa: 2101-0113-13-0012564621
    -La Caixa: 2100-3063-99-2200110010
    -Triodos Bank: 1491-0001-28-1008158220
    -Unicaja: 2103-2034-25-0030003000
  • PLAN INTERNACIONAL:
  • -Banco Santander: 0049-0001-56-2010025526
    -Banco Popular: 0075-0078-03-0601454876
    -Bankia: 2038 1915 11 6000140686
    -BBVA: 0182 4018 19 0208515837
    -La Caixa: 2100-2927-90-0200054649
  • SAVE THE CHILDREN (Fondo de Emergencias):
  • -Banco Santander: 0049-1837-58-2910344142
  • UNICEF:
  • Puedes hacer tu donativo a UNICEF simplemente enviando un SMS con la palabra SOMALIA al 28028 o mediante transferencia en las siguientes cuentas bancarias:
    -BBVA: 0182-2370-40-0208517159
    -Banesto: 0030-8301-77-0000304271
    -Santander: 0049-1804-16-2610410756
    -ING: 1465-0100-95-6000000000
    -Bankia: 2038-1043-19-6000877505
    -La Caixa: 2100-5731-70-0200005001
    -Popular: 0075-0001-87-0606914075
    -Bankinter: 0128-9404-02-0100010592
    -Barclays: 0065-0100-15-0001581749
    Exclusivamente a través de las entidades bancarias también se puede colaborar:
    -La Caixa: 2100 2208 32 0200254778 21002208320200254778
    Esta entidad ha aportado una donación extraordinaria de 100.000 euros para la atención a los damnificados por la crisis alimentaria. Asímismo, se compromete a invertir un euro adicional por cada 10 euros que aporten los ciudadanos en esta cuenta.
    -Santander: 0049 1892 64 2110541080 00491892642110541080
    -Caja Madrid: 2038 1010 61 6000652981 20381010616000652981
    -Popular: 0075 0001 84 0607013040 00750001840607013040
    -CECA: 2000 0002 25 9100382405 20000002259100382405
    -Sabadell: 0081 0216 74 0001307138 00810216740001307138
    -CAM: 2090 5513 07 0200186956 20905513070200186956
    -Bancaja: 2077 1277 17 3100146942 20771277173100146942
    -Banesto: 0030 1001 33 0007648271 00301001330007648271
    -BBVA: 0182 2370 41 0208507554 01822370410208507554